Casas rústicas en venta en Segovia (2 Inmuebles)


Molino hidráulico del siglo XVIII rehabilitado como vivienda con varias construcciones anexas y casi 20.000 m2 de parcela. Ver vídeo reportaje de dron en enlace adicional. En portada de la revista Casa & Campo (nº 243). A escasos 500 m. al norte del pueblo de Navafría (Segovia), con acceso prácticamente directo desde la carretera N-110 (km. 161), pero a resguardo de la misma por un pequeño desnivel, nos encontramos esta finca de 17.500 m2 junto a la margen derecha orográfica del río Cega, que trae sus aguas de las cercanas cumbres de la sierra de Guadarrama. El conocido como Molino del Vado, antes del Forraje, debe su nombre al Marqués del Vado; se trata de un molino harinero, en perfecto estado de funcionamiento, catalogado como patrimonio industrial por la Diputación Provincial de Segovia, estando documentado su uso desde el siglo XVIII. Fue completamente rehabilitado en los años 90 con una última reforma en el año 2000, y está compuesto por 4 edificaciones en torno a un cuidado jardín central. La vivienda principal consta de 2 plantas de 185 m2 cada una, estado el molino de agua bajo el suelo del salón. En la planta baja tenemos un recibidor acristalado y un hall con horno de leña antiguo en uso, gran salón con chimenea y salida al otro lado del jardín, comedor y sala de estar independientes a media altura, ambos con chimenea, cocina independiente totalmente equipada y aseo de cortesía. En la planta alta, 3 dormitorios dobles, dos de ellos con chimenea, y 2 baños completos en suite. El dormitorio principal es de grandes dimensiones y dispone de un balcón con preciosas vistas a la finca, el arbolado, el río y al fondo las montañas. El segundo edificio consta de 3 estancias independientes: casa de invitados, casa del guarda y garaje con capacidad para 3 ó 4 vehículos. La casa de invitados se distribuye como gran sala diáfana de techos altos, con una chimenea central, cocina a la derecha, baño a la izquierda y 2 altillos a modo de dormitorios. La casa del guarda tiene 2 plantas, abajo sala de estar, cocina y baño, y arriba 2 dormitorios. También cuenta con chimenea. Donde antiguamente estaban las “guarreras”, hoy se levanta una hermosa capilla privada de planta rectangular de unos 85 m2, con estructura de madera, vigas vistas, y fachada tradicional de piedra con arcos de medio punto. Por último, tenemos un almacén de unos 17 m2 con los mismos acabados exteriores que el resto. La finca cuenta con todos ...

Finca espectacular de 15,7 hectáreas que consta de vivienda de dos plantas (430 m2) y molino del s. XIX (480 m2) con construcciones adyacentes, en un enclave natural a lo largo del río de la Hoz (afluente del Duratón), a hora y cuarto de Madrid, que es un auténtico paraíso. La casa está elevada, al cobijo de la roca que forma parte de la pared del cañón, por el lado oeste y con preciosas vistas por el costado este, que constituye la fachada principal. La roca, vista en el interior, resulta un elemento muy especial que acentúa la peculiaridad de esta vivienda. En planta baja hay un amplio salón con varios ambientes, terraza y chimenea. Una segunda estancia (actualmente dormitorio), dos cuartos de baño, cocina (que conserva el hogar de leña) con comedor, despensa y cuarto de plancha. En planta superior hay cuatro dormitorios (dos de ellos de gran tamaño) y dos cuartos de baño. La zona próxima a la vivienda está ajardinada con varias explanadas rodeadas de rica vegetación y cuenta con piscina de 100 m2, cenador bajo un cerezo y pista deportiva. El molino es una antigua fábrica de harina. Del edificio, prácticamente cúbico, y de gran armonía, se conserva las fachadas con los huecos originales, la estructura de madera, y la cubierta, siendo necesaria la rehabilitación del interior. Hay además, en esta zona un invernadero, un palomar, un gallinero, almacenes y cuadras, y un poco más alejado un segundo cenador de sillería rodeado de árboles. Se mantienen también para rehabilitar las fachadas de otros edificios de la época próximos al molino. La finca va variando de anchura en función de los límites naturales del cañón. Tiene abundante vegetación con variadas especies vegetales y fauna muy diversa. Esta riqueza es debida, entre otras razones, a la gran cantidad de agua (un bien cada día más escaso y demandado). Además del río que la atraviesa, tiene varios manantiales que la convierten en un maravilloso vergel a poca distancia de Madrid y de Segovia, al lado de Sepúlveda, Boceguillas, Riaza, Pedraza.. . ¡Un enclave único!


Búsqueda